Trastornos de ansiedad: como el trastorno de pánico y el trastorno de ansiedad generalizada (TAG).

Trastornos del espectro afectivo: como la depresión o el trastorno bipolar.

Trastornos de la conducta alimentaria.

Trastornos de la personalidad.

Trastorno dismórfico corporal.

Trastorno por déficit de atención e hiperactividad (TDAH): los estudios muestran que el 21% de los niños con TOC cumplen los criterios diagnósticos del TDAH.